Ingrid Sepúlveda: El deseo de seguir en competencia no es siempre compatible con una cirugía

Boxeadora y discípula de Krespita Rodríguez, comenzó con dolores en las rodillas hace más de 15 años. El tratamiento con Cellistem® OA permitió que continuara practicando el deporte y postergar una cirugía que le impediría el retorno deportivo.

 

Terapia celular para artrosis de tobillo

El doctor Giovanni Carcuro se refiere a las principales lesiones de tobillo y el rol de la terapia celular en su tratamiento.

 

Brasil avanza en la regulación de terapias avanzadas: un impulso para los ensayos clínicos basados en células y la aprobación del mercado en la región

Con la reciente publicación del marco regulatorio para terapias médicas avanzadas (TMA), a través de la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (AVINSA) -la agencia reguladora nacional vinculada al Ministerio de Salud- Brasil está liderando el camino en la región para establecer un reglamento para este tipo de terapias.

El nuevo reglamento busca, entre otros objetivos, fomentar el desarrollo clínico y, por lo tanto, acelerar la aprobación de las terapias génicas y celulares en el mercado. Esto, además, podría evitar el uso de tratamientos no probados en el país.

Previo al establecimiento de este marco, la Constitución Federal de Brasil (1988) establecía que la donación de partes del cuerpo humano (sangre, tejidos, células y órganos) debía ser voluntaria y sin fines comerciales. Sobre la base de esta premisa constitucional, existen leyes que definen la política nacional de trasplantes y las directrices de buenas prácticas de ANVISA para terapias celulares convencionales, por ejemplo, los trasplantes de células progenitoras hematopoyéticas.

En la nueva regulación, el estándar técnico de ANVISA define las Buenas Prácticas Celulares para dos tipos de productos:

  • Terapias convencionales: definidas como productos mínimamente manipulados para uso biológico homólogo, es decir el tejido de origen y de aplicación es el mismo; producto que también requerirá una aprobación adicional de los procedimientos clínicos de los Consejos Profesionales y el Ministerio de Salud.
  • Terapias avanzadas, definidas como producto sustancialmente manipulado o producto mínimamente manipulado con aplicación no homóloga, es decir, cuando el tejido de origen es diferente del tejido donde se aplica. La terapia celular avanzada, la terapia génica y la ingeniería de tejidos deben demostrar calidad, seguridad y eficacia antes de obtener la autorización de mercado condicional, luego del registro y aprobación por parte de ANVISA.

João Silva, gerente de la Oficina de Sangre, Tejidos, Células y Órganos de ANVISA, afirma que esto significa que se distinguen dos categorías distintas para los medicamentos de terapia médica avanzada “De hecho, estos productos se clasificaron en dos tipos según el riesgo: Clase I (manipulación mínima, para uso no homólogo o función biológica diferente) y Clase II (manipulación sustancial – ingeniería de tejidos, terapia génica, producción celular/laboratorio)”.

Para los productos de Clase I, el proceso documental se simplifica, y el inicio del ensayo clínico se concede después de la presentación de los documentos a la Agencia bajo supervisión; mientras que para los productos de Clase II, los ensayos clínicos sólo pueden iniciarse después de la aprobación de ANVISA.

El proceso se inició con un diálogo directo y transparente entre ANVISA y el sector regulatorio. A ello se sumó la creación de un Comité Técnico formado por expertos ligados a las universidades brasileñas, bajo la coordinación de la Agencia.

Por otra parte, los requisitos técnicos definidos por ANVISA son congruentes con los definidos por Europa, EEUU y Japón. Las agencias de estos países han adquirido una gran cantidad de experiencia en el tema a través de un número importante de solicitudes recibidas. El modelo regulatorio brasileño, por su parte, es diferente debido al entorno de investigación de dicho país, dado que existen modelos de políticas de salud pública que se interrelacionan con los planes de salud privados. Asimismo, hay fondos públicos y privados para los centros de investigación y las empresas de biotecnología que deben interactuar en una realidad diferente a la de otros países.

João Silva señala que “para los productos de terapia médica avanzada, se utiliza un modelo regulatorio que proporciona una evaluación previa a la comercialización con la posibilidad de una autorización condicional, mientras nos enfocamos en la evaluación de monitoreo basada en el riesgo”. El modelo está bien desarrollado para los bancos de sangre, tejidos y células convencionales en Brasil y pareciera ser útil con algunas correcciones para adaptarlo a terapias médicas avanzadas, específicamente para revisiones de calidad, seguridad y calidad de ensayos clínicos y autorización de comercialización. Además, el enfoque de monitorear todo el ciclo de vida del producto desde la etapa de desarrollo hasta su uso clínico por parte de los pacientes es fundamental. Otro punto que merece atención en el modelo brasileño fue la definición de productos de terapia médica avanzada como una nueva clase de producto terapéutico que no sea clasificado como producto farmacéutico medicina y productos de salud, por ejemplo. Esta propuesta da oportunidad para el desarrollo de nueva normativa sanitaria.

Respecto al tiempo promedio de revisión para una aplicación específica, Silva afirma que dependerá del producto y de la fase de desarrollo. “Por ejemplo, el tiempo máximo de revisión de un producto de terapia génica altamente complejo (Clase II) se estableció en 180 días desde la presentación hasta la primera decisión. Los productos de terapia avanzada de menor complejidad, como los productos de Clase I, pueden iniciar la investigación inmediatamente después de la presentación de la documentación a la Agencia, mientras que el plazo de revisión se reduce a 30 días antes de la emisión de la autorización de exportación e importación, si es necesario”.

¿Qué pasa en Chile?

En discusión directa con ANVISA a través de su cargo como vicepresidente regional de la Sociedad Internacional de Terapia Celular (ISCT), Maroun Khoury, director científico de Cells for Cells y Consorcio Regenero, espera que “estas iniciativas promuevan la investigación y el desarrollo de terapias avanzadas en Brasil y sirvan de modelo para el resto de los países de la región”. A su juicio, es importante que dicho marco regulatorio sirva como una barrera para el mal uso de la terapia celular al tiempo que fomente avances científicos y clínicos legítimos en la región. “La intención final de tal iniciativa, entre otras, es mover el campo de las células madre de una tendencia pseudo-médica y de marketing a medicina basada en evidencia clínica”, indica.

Si bien Brasil lidera el tema en la región, en nuestro país Cells for Cells y Consorcio Regenero han estado alentando la creación de normativa con los organismos reguladores de manera de continuar avanzando en el campo de la medicina regenerativa en el país y ser un referente para otros países de Sudamérica.

ANVISA entendió el riesgo de tener un mercado no regulado para las nuevas tecnologías de salud, como lo son los Productos de Terapia Médica Avanzada (TMA), ya que tenían requisitos regulatorios factibles que mezclan su contexto regional y local con los pilares convencionales de calidad, seguridad y eficacia. “El marco regulatorio propuesto por la agencia sanitaria brasileña refleja los esfuerzos convergentes entre Regulador, Industria e Innovación, reconociendo la complejidad y la naturaleza de las TMAs al clasificarlas como nuevos productos de terapia, diferentes a los fármacos, como ya ocurre tanto en la FDA como en la EMA”, afirma Valentina López Encargada de Calidad de Cells for Cells. Para la especialista en calidad, “la Autoridad Sanitaria de Chile debería tomar como ejemplo los métodos aplicados por ANVISA para establecer este nuevo marco regulatorio y poner urgencia en la regulación del mercado nacional”.

El marco técnico que regula los ensayos clínicos con productos de terapias de investigación avanzadas en Brasil se acaba de publicar y los detalles están disponibles en el sitio web de ANVISA

Director Científico de Cells for Cells recibe importante nombramiento de la ISCT

Maroun Khoury, director científico de Cells for Cells y Consorcio Regenero, fue nombrado miembro del Comité Científico de Terapias Ortopédicas y Musculo Esqueléticas de la Sociedad Internacional de Terapia Celular (ISCT por sus siglas en inglés), que entró en funcionamiento en enero de este año.

El recién inaugurado comité tiene dentro de sus funciones:

• Ayudar en la planificación del programa científico de la reunión anual y en la revisión de los resúmenes presentados en la categoría de terapia dirigida musculo esquelética: estudios preclínicos/clínicos.

• Revisar el estado del campo de la terapia ortopédica y musculo esquelética y recopilar los principales problemas científicos que deben abordarse para avanzar o habilitar las terapias celulares.

• Publicar documentos de posición y participación en el discurso científico según sea necesario para avanzar en este campo.

A través de los años, la Sociedad Internacional de Terapia Celular ha formado una variedad de comités internacionales de líderes de opinión clave destinados a abordar los desafíos de la industria. Para el Dr. Khoury, quien además es Vicepresidente Regional de la ISCT, “ser el único representante latino será una oportunidad importante para una comunicación bilateral: transmitir la interesante investigación que se está llevando a cabo en nuestra región y reportar a nuestra comunidad médica los principales avances mundiales en el campo ortopédico. Esto representaría una gran oportunidad de divulgación para Cells for Cells respecto al recientemente publicado ensayo para el tratamiento de la artrosis”.

Este nombramiento coincide con la publicación del ensayo clínico con resultados positivos para el tratamiento de la artrosis, realizado por investigadores de Cells for Cells y Clínica Universidad de los Andes en la revista científica STEM CELLS Translational Medicine; y con el proceso de internacionalización de Cellistem®OA que comenzó el año 2018 en Perú y Colombia.

Doctor Marcelo Somarriva explica qué significa el Centro de Terapia Celular para Clínica Universidad de los Andes

Para el Jefe de Traumatología y Ortopedia, la creación de este Centro marca un hito dado que se trata de un campo que tiene mucho futuro y que recientemente se publicó el Estudio Clínico con resultados positivos para el tratamiento de la artrosis.

Cells for Cells publica el primer ensayo clínico de terapia celular con resultados positivos para el tratamiento de la artrosis

  • El estudio exitoso, realizado por investigadores de Cells for Cells y de Clínica Universidad de los Andes, fue publicado en la prestigiosa revista científica STEM CELLS Translational Medicine.
  • El trabajo demostró que los pacientes con artrosis de rodilla tratados con la terapia celular CELLISTEM® OA experimentaron una mejoría significativa en la disminución del dolor, aumento de la movilidad y disminución de la rigidez.

Investigadores de Cells for Cells y de Clínica Universidad de los Andes, desarrollaron una terapia para el tratamiento sintomático de la artrosis, utilizando células mesenquimales del estroma del cordón umbilical.

Entre los años 2015 y 2017, en Cells for Cells y Consorcio Regenero se realizó el ensayo clínico titulado: “Allogeneic Mesenchymal Stromal Cell therapy for knee-OA: A phase I/II randomized controlled trial”. El diseño del estudio comparó la eficacia y seguridad de CELLISTEM® OA versus ácido hialurónico como tratamiento de la osteoartritis sintomática de rodilla en 30 pacientes chilenos entre 40 y 65 años de edad.

En términos de dolor, CELLISTEM® OA fue muy superior al Ácido Hialurónico a los 6 y 12 meses de seguimiento. Dos dosis de CELLISTEM® OA con un intervalo de 6 meses entre dosis es el tratamiento que obtuvo los mayores beneficios, con una reducción del dolor de un 85%.

En términos de función articular, CELLISTEM® OA también fue significativamente superior al Ácido Hialurónico a los 6 y 12 meses de seguimiento. Una dosis de CELLISTEM® OA repetida a los 6 meses obtuvo mejores resultados, con una reducción relativa de la discapacidad articular del 90%.

El porcentaje de pacientes respondedores medidos por el OMERACT-OARSI Responder Index Criteria, también fue significativamente superior con CELLISTEM® OA, obteniendo una respuesta del 100% en pacientes que recibieron el tratamiento dos veces al año.

Francisco Espinoza, director médico de Cells for Cells y reumatólogo de Clínica de la Universidad de los Andes, destacó que el trabajo de tantos años cuenta con el respaldo explícito de la comunidad científica especializada. Además, indicó que junto al equipo de investigadores “nos sentimos alentados por estos resultados, porque podrían allanar el camino a una nueva terapia no invasiva, que mejora la calidad de vida de un grupo de pacientes que actualmente enfrenta opciones terapéuticas muy limitadas”.

La revista científica STEM CELLS Translational Medicine es una de las revistas de mayor impacto en el área de la terapia celular, lo que respalda la rigurosidad del ensayo clínico, único en su tipo a nivel mundial. Se trata, además, del segundo estudio clínico originado en nuestro país, que usa células madre, después de la publicación, en septiembre de 2017, del estudio clínico RIMECARD, también de Cells for Cells, en la revista científica Circulation Research Journal de la American Heart Association (AHA).

Previo al estudio en pacientes, hubo un extenso trabajo de investigación preclínica en el laboratorio para respaldar la seguridad y eficacia de esta terapia y desentrañar sus posibles mecanismos de acción.

Para Maroun Khoury, director científico de Cells for Cells, “la mejoría sintomática de la artrosis puede estar asociada no sólo a la alta capacidad regenerativa y de diferenciación que presentan las células derivadas del cordón umbilical, sino a su efecto inmunoregulador o incluso a nuevos mecanismos de acción que aún estamos dilucidando. Mediante estos factores podemos seleccionar qué células tienen un mejor efecto en una u otra patología, como osteoartritis de rodilla o insuficiencia cardíaca”, señala.

La artrosis de rodilla es una de las principales causas de dolor y discapacidad. Mientras que los tratamientos convencionales muestran beneficios modestos, el objetivo de este estudio fue evaluar la seguridad y la eficacia de la inyección intraarticular -única o repetida- de células mesenquimales derivadas de cordón umbilical y seleccionadas por su potencial regenerativo, a través de un tratamiento alógenico, es decir, con células madre de un donante y no del mismo paciente.

Reconocimiento internacional

La publicación de este ensayo clínico viene a respaldar el desarrollo de terapias celulares innovadoras y el trabajo que está realizando Cells for Cells en este ámbito. Es así como a este importante logro se suma al proceso de internacionalización de la terapia Cellistem® a Perú y prontamente a Colombia.

“Este es el resultado de un trabajo de muchos años de un equipo de profesionales comprometidos con la innovación, y que contempla investigación y desarrollo de una terapia médica avanzada que cuenta con respaldo clínico y con protección de la propiedad intelectual. Estamos muy contentos y satisfechos con este hito, porque no sólo estamos avanzando en el área de la terapia celular, sino que estamos ayudando a mejorar la calidad de vida de muchas personas que sin esta terapia no tendrían muchas opciones de tratamiento”, afirma Roberto Bobadilla, gerente general de Cells for Cells y Consorcio Regenero.

 

Revisa la publicación en la revista STEM CELLS Translational Medicine